América Latina ocupa el segundo lugar en la adquisición de apps financieras

La banca digital y los servicios financieros dominan el mercado en Brasil con el 67 % del total de instalaciones en 2020

América Latina mantiene el segundo lugar como la región con mayor inversión en la “adquisición por parte de usuarios de aplicaciones de finanzas en todo el mundo”. Así se desprende de la publicación realizada por Fintech App Marketing Insights: Latam Edición 2021 de AppsFlyer.

El reporte destaca que entre el primer trimestre del 2020 y el primer trimestre del 2021 hubo un incremento por el orden del 80 % en las instalaciones de aplicaciones financieras, lo cual implica “que en promedio invirtieron cada una US$ 157.000 por trimestre en la adquisición por usuarios”.

Los datos del Banco Mundial señalan que en América Latina un 50 % de la población carece de una cuenta bancaria; se deduce que tres de los 15 países con mayor demanda para las aplicaciones móviles de finanzas se encuentran en esta región.

De acuerdo con los datos emitidos en el informe de AppsFlyer, Brasil es el segundo país con mayor de demanda global de este tipo de instrumentos financieros, mientras que México se encuentra en el séptimo lugar y Colombia está ubicado en el puesto número 15.

Crecimiento de la banca

Adicionalmente, el documento señala que 40 millones de ciudadanos latinoamericanos abrieron una cuenta bancaria entre mayo y octubre del 2020, registrándose una disminución de la población no bancarizada en Brasil de un 73 %, en Argentina en un 18% y en Colombia en 8 %.  

El director regional para América Latina de AppsFlyer, Hernán Burak, señaló: “La pandemia de la Covid-19 transformó radicalmente la forma en que los consumidores interactúan con la banca y las fintech, al igual que la manera en que las instituciones financieras operan. El sector ha experimentado un rápido crecimiento gracias a la aceleración en la digitalización durante el 2020, donde el móvil y las apps reafirmaron su importancia como canal para realizar inversiones y pagos, solicitar préstamos y seguros, o hacer actividades más sencillas como revisar saldos”.

Por otra parte, se observa cómo los desarrolladores de aplicativos y específicamente de apps financieras en la región realizaron mejoras significativas en soluciones antifraude, logrando una reducción de “un 65 % las tasas de fraude globales entre 2020 y 2021”. Así como el aumento en un 35 % el costo de instalación desde el segundo trimestre de 2020.

M. Rodríguez

Fuente: portafolio.com

Los comentarios están cerrados.