Evergrande suspende cotizaciones en la bolsa de Hong Kong

La empresa inmobiliaria Evergrande y sus filiales suspendieron en la bolsa de Hong Kong la cotización de sus acciones debido a su situación financiera

Evergrande, compañía inmobiliaria china, suspendió la cotización de sus acciones en la bolsa de Hong Kong, así como sus dos filiales: la empresa de gestión inmobiliaria Evergrande Property Services y la fabricante de vehículos eléctricos Evergrande New Energy Vehicle, debido a la situación financiera que viene reportando el gigante inmobiliario.

La información fue suministrada por el diario shanghainés The Paper, que también destacó que “Evergrande habría cerrado la venta de su participación del 30 % en una promotora de la ciudad oriental de Nanjing”, en la provincia de Jiangsu, pero admitió que se desconocen los detalles de la transacción.

Igualmente, se pudo conocer que el gigante inmobiliario sostuvo reuniones con “acreedores de un bono onshore estimado en 4.000 millones de yuanes, que equivalen a unos 628 millones de dólares, donde se concertó que la cancelación de los intereses devengados entre septiembre de 2020 y 2021 se realizaría el próximo mes de septiembre de 2022.

Otro dato revelado es que la empresa Evergrande debe cancelar un bono cotizado en la bolsa de Singapur por un monto equivalente a 2.100 millones este miércoles 23 de marzo de 2022.

Déficit financiero de Evergrande

A mediados del pasado año surgió la desconfianza por el estado financiero del complejo inmobiliario, ya que tenía acumulando un pasivo superior a los 300 mil millones dólares. Estos temores se incrementaron cuando empezó a presentar señales de incapacidad para cancelar los pagos de sus bonos “offshore”.

Agencias especialistas en calificación de riesgo como Fitch revelaron, en diciembre pasado, que Evergrande y otras promotoras chinas como Kaisa, no estaban cancelando sus deudas en el exterior. La situación financiera  de muchas inmobiliarias chinas se agravó luego de que Pekín anunció, en agosto del 2020, las restricciones al acceso a financiación bancaria a las compañías que tenían acumulado una altísima deuda, como es el caso de Evergrande, que durante años fueron apoyadas con “agresivas políticas de apalancamiento”.

M. Rodríguez

Fuente: bancaynegocios.com

Los comentarios están cerrados.