AVON busca reducir costos para retomar el mercado

La icónica marca de cosméticos llama nuevamente a las puertas del mercado a través de un plan de reducción de costos que le ubiquen en el comercio on line

Miles de mujeres hicieron de la venta de cosméticos por catálogo de AVON la fuente de ingreso para mantener a la familia. La dinámica consistía en la selección del producto por parte del cliente a través de material impreso, que luego era procesada por la vendedora en oficinas físicas que finalmente recibían los pedidos para ser distribuidos.

Sin embargo, el cambio drástico del mercado de tiendas físicas al comercio online generó una fuerte contracción en el negocio de la icónica marca de productos de belleza y cuidado personal no solo para damas sino para toda la familia.

A pesar de su diversificación hacia la oferta de artículos para el hogar disminuyeron las ventas así como las involucradas en todo el mundo. No obstante, actualmente la empresa recurre a un plan de reducción de costos para lograr su reinserción en el mercado a través del comercio digital.

La facturación en Europa y América fluctúa como una montaña rusa que sube y baja. No obstante, las vendedoras, que actualmente suman más 35.000 en todo el mundo, pueden lograr ingresos desde 300 hasta 1.500 euros y más al año.

En el centro de distribución de Polonia cuentan, las ventas alcanzan 1.800 millones de euros. A ello ha contribuido el plan de “reducción de costos globales en 400 millones de dólares de aquí a 2021 a través de eficiencias en la fabricación y el abastecimiento”.

El plan “Open Up” inició en enero con un recorte de 18% en su fuerza laboral general. Este plan incluye también actualización de productos, adopción de nuevas plataformas y mejoras a las distribuidoras con el propósito de atraer a las nuevas generaciones ancladas a Youtube, Facebook, Twitter y WhatsApp.

Estos nichos de mercado son el centro de atención de AVON que da un salto al mercado online, la incorporación de la tecnología de comunicación y la inclusión de nuevos segmentos de clientes acostumbrados a la inmediatez y la reducción de tiempos de respuesta.

M.Pino

Fuente: El País

Los comentarios están cerrados.