La Cámara avanza en la aprobación de la reforma tributaria

En dos primeros bloques aprobaron el 56,5 % de la propuesta y se espera que en próximos debates surjan nuevos cambios

La Cámara de Representantes de Colombia citó a sesiones extras hasta el 20 de diciembre para debatir la reforma tributaria que tras un primer bloque de 81 artículos solo han tenido consentimiento los capítulos que no tenían ninguna objeción y posteriormente se le ha dado el visto bueno a 5 propuestas más avaladas por el gobierno.

Aunque impulsar una reforma tributaria en el Congreso no es una tarea fácil para los gobiernos, en esta oportunidad ha sido más complejo de lo acostumbrado. Las protestas promovidas en las redes sociales debido a la bajo popularidad del gobierno colombiano así como las posiciones que han tomado las distintas bancadas de apoyar parcialmente el contenido de la reforma en unos casos o de no apoyar la propuesta en otros, han llevado a que este proyecto enfrente un momento difícil.

Desde esa perspectiva, han propuesto que la reforma “no se vote a pupitrazo”, pues la intención es presentar proposiciones sobre distintos temas. La intención aparte de dar soluciones en beneficio de la colectividad es erradicar las medidas previstas en la actual reforma que “no genera empleos, mantiene la desigualdad y está hecha para favorecer a los más pudientes”.

De acuerdo con la postura de algunos congresistas de la Cámara como Katherine Miranda, del partido Verde, en oposición al Gobierno, se espera que en los próximos días surjan fuertes cambios en la reforma. Así lo ha hecho notar la dirigente política quien manifiesta: “No nos marginaremos de la discusión” y en consecuencia, propondrán 70 artículos nuevos y pedirán la eliminación de otros.

Para el representante León Fredy Muñoz, entre los artículos que deberían salir de la reforma por ser altamente perjudiciales, está el 81 que refiere a la deducción de impuestos diferentes al de renta y otros impuestos, como el 4 × 1.000. En su “lista negra” también tiene el artículo 86, que propone una baja progresiva en tarifas de renta de empresas y el artículo 89 que plantea una deducción de IVA por la inversión en bienes de capital, con los que se les “regalan” 10 billones de pesos a los más pudientes.

K.Villarroel

Fuente: eltiempo

Los comentarios están cerrados.