EE.UU. elabora programa para reducir dependencia con China

El gobierno de Donald Trump puso en marcha un plan que planea disminuir las exportaciones chinas de tierras raras, minerales escenciales, entre otros

El Gobierno de Estados Unidos ha puesto en marcha un programa para reducir la dependencia de la economía estadounidense de las exportaciones chinas de tierras raras, minerales esenciales para la fabricación de componentes para diversos sectores industriales y tecnológicos, sin las que “la vida moderna sería imposible”, según ha admitido el Departamento de Comercio de EE.UU.

En un informe remitido al presidente estadounidense Donald Trump, el Departamento de Interior identifica 35 minerales cuya importancia es crítica para la economía y la seguridad nacional, incluyendo el uranio o el titanio, además de elementos pertenecientes al grupo de tierras raras.

En este sentido, el Departamento de Comercio de Estados Unidos advierte que actualmente la mayor economía mundial es altamente dependiente de la importación de tierras raras, destacando que esta subordinación a las importaciones supera el 50% de sus necesidades en el caso de 29 de los 35 minerales citados en el informe. De hecho, apunta que la nación carece de producción propia en el caso de 14 de los 35 minerales y no cuenta con acceso doméstico para su procesamiento y manufactura.

“Estos minerales críticos a menudo se pasan por alto, pero la vida moderna sin ellos sería imposible”, ha admitido el secretario de Comercio estadounidense, Wilbur Ross, quien ha asegurado que la Administración adoptará “medidas sin precedentes” para garantizar que EE.UU. no perderá su acceso a estos materiales vitales.

Según un informe de la Comisión de Comercio Internacional, el 59% de las importaciones de tierras raras realizadas por EEUU en 2018 procedieron de China.

En este sentido, se han disparado las alarmas respecto del control chino de estos elementos, después de que la Comisión Nacional de Desarrollo y Reformas de China ha planteado la posibilidad de reforzar la protección de este recurso estratégico.

K. Tovar

Fuente: dpa

Los comentarios están cerrados.