Alemania recibe luz verde de Bruselas para fomento de Internet veloz

La comisaria Margrethe Vestager anunció que la Unión Europea aprobó los planes de fomento presentados por Alemania para apoyar con hasta 12.000 millones de euros la expansión de una red de Internet súper rápida

La Comisión de la Unión Europea (UE) anunció este viernes la aprobación de los  planes de Alemania para apoyar con hasta 12.000 millones de euros (unos 14.000 millones de dólares) la expansión de una red de Internet súper rápida. La encargada del anuncio fue Margrethe Vestager, comisaria de Competencia de la UE.

Este dinero está destinado a que se instalen las denominadas redes gigabit también en lugares donde no es rentable para los operadores de red, es decir, sobre todo en zonas rurales.

La gran coalición de Gobierno en Alemania, formada por los conservadores de Merkel y los socialdemócratas, se había fijado como objetivo ampliar las conexiones de fibra óptica de manera tal que para el año 2025 se encontraran disponibles redes de gigabit en todas las regiones y en todas las comunidades del país.

El programa de financiación tiene como objetivo ayudar en las zonas en las que, por motivos de competencia, no es de esperar que se realice una expansión. La financiación proviene de un fondo digital. Hasta 6.000 millones de euros provendrán del Gobierno central y otra suma igual de los presupuestos regionales y locales.

Vestager destacó que el cambio digital en Europa depende decisivamente de redes de alta calidad y señaló que la disposición alemana mejoraría considerablemente la oferta en Alemania y, al mismo tiempo, estimularía las inversiones en las regiones donde se necesitaban con mayor urgencia.

La financiación ha sido aprobado en dos etapas: en la primera etapa se prestará apoyo a la ampliación de redes para hogares que actualmente solo tienen acceso a una conexión a Internet de menos de 100 megabits por segundo.

En una segunda etapa, a partir de 2023, se prestará apoyo a la construcción de una infraestructura gigabit para hogares que ya tienen acceso a una conexión a Internet de 100 megabits por segundo, pero no a una red de muy alta velocidad de hasta un gigabit por segundo.

Fuente: dpa

Los comentarios están cerrados.