BitFinance
Fintech & new economy info

1.600 millones de euros para salvar al Banco Popular de España

El empresario Antonio del Valle y el magnate Andrónico Luksic estaban dispuestos a realizar la inversión hace dos años

El empresario mexicano Antonio del Valle y el magnate chileno Andrónico Luksic estaban dispuestos a invertir 1.600 millones de euros en el Banco Popular durante la primavera de 2017, días antes de que la entidad española, incitada por la fuga de depósitos, fuera resuelta por la Junta Única de Resolución (JUR) europea por su situación «próxima a la quiebra».

Ambos inversores buscaban cerrar el apoyo de varios accionistas mayoritarios como Allianz, que para entonces disponía del 3,5 % del capital del Popular, y Crédit Mutuel, con el 4 %, compañías que ya les habían comunicado su interés en participar.

Una vez culminada aquella primera compra, Luksic y Del Valle estudiaron otras alternativas para reforzar un banco que contara con auditores internos, valorando cuáles eran los niveles de capital concretos que se requerían. El objetivo fue congeniar en la creación de un gran banco de inversión donde llegaron a afinar la fórmula de financiación de la operación. No obstante, dos días después el FROB resolvió el Popular a instancias de la JUR, lo que derivó en la venta de la entidad al Santander a precio de saldo y en la amortización a cero de sus títulos.

Según fuente jurídicas, el pasado martes Del Valle comparecía ante el juez José Luis Calama para ofrecer su versión acerca de cómo fueron los meses previos a la caída del banco, donde indicó lo que considera que había sido la mala gestión de las autoridades europeas.

Los ministerios de Justicia y Economía, el Banco de España, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) y el FROB, han acordado recientemente defender los intereses nacionales ante las denuncias presentadas por Del Valle, que junto a otros accionistas reclaman 470 millones en un arbitraje internacional.

K.Villarroel

Fuente: bancaynegocios

Los comentarios están cerrados.